miércoles, 13 de octubre de 2010

I love the way you lie.

¿Sólo te quedaras ahí parado y veras como me quemo? Bueno, esta bien, porque me gusta la manera en la que duele. ¿Sólo te quedaras ahí parado y me escucharas llorar? Bueno, esta bien, porque me gusta la manera en la que mientes. No puedo respirar pero aun sigo peleando mientras puedo, mientras lo malo parezca correcto. Es como si estuviese en un vuelo, drogada de amor, borracha de mi propio odio. Es como si estuviera inhalando pintura y me encanta entre mas sufro. Me sofoco, y justo cuando antes de que me ahogue el me resucita. El me odia ¡Pero como me encanta que lo haga! Esto es tan loco, porque cuando todo va bien, todo es grandioso. Pero cuando las cosas van mal se ponen horrorosas. ¿Has amado a alguien tanto que apenas puedes respirar cuando estas a su lado? Se conocen y ninguno de los dos sabe que es lo que sucedió. Tienen esa sensación de calor y alegría. Sí, esos escalofríos que solían tener y ahora se enferman sólo al verse uno al otro. Juraste nunca golpearla, que nunca harías nada para lastimarla. Pero en este momento están frente a frente vomitando veneno en cada palabra que dicen. Se empujan, se jalan los pelos, se arañan, se rasguñan, se muerden, se avientan y se tiran. Te encuentras tan perdido en estos momentos. Es la rabia la que toma el control. Y lo que los controla a ambos. Así que dicen que es mejor que cada uno tome su camino. Supongo que no se conocen, porque ya es hoy y eso fue ayer, el ayer ha terminado y hoy es un día diferente. Pareces un disco rallado, diciendo las mismas palabras una y otra vez. Sin embargo prometiste que la próxima ves te contendrías. Aquí no hay segundas oportunidades, la vida no es un juego de Nintendo, pero mentiste de nuevo. Y ahora te toca verla salir por la ventana, supongo que es por eso que la llaman ventana de cristal. Se que dijimos cosas, hicimos cosas, sin sentido y caemos en lo mismo, en la misma rutina. Pero tu temperamento es tan malo como el mío. Eres igual que yo, y cuando se trata de amor eres igual de ciego. Nene, por favor regresa, no fuiste tu, fui yo. Quizá nuestra relación no es tan loca como parece. Quizá esto es lo que sucede cuando un tornado choca contra un volcán. Lo único que sé es que te amo demasiado, como para irme. Ven y entra, levanta tus maletas del piso. Que acaso no oyes la sinceridad en mi voz cuando te hablo. Te he dicho que fue mi culpa. Mírame los ojos. La próxima vez que me enoje, apuntaré mi puño hacia la pared. La próxima vez, ya no habrá próxima vez. Te pido perdón, aunque sé que son sólo mentiras. Ya estoy cansada de estos juegos. Lo único que quiero es que regreses. Se que soy una mentirosa, maldición, si intentas irte de nuevo voy a atarte a la cama y a prender fuego la casa. ¿Sólo te quedaras ahí parado y veras como me quemo? Bueno, esta bien, porque me gusta la manera en la que duele ¿Sólo te quedaras ahí parado y me escucharas llorar? Bueno, esta bien, porque me gusta la manera en la que mientes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

ESCRIBI ALGO BOBO/A ;)